Make your own free website on Tripod.com

Poesia es Esencia

www.fiebredepoesia.com

 

 

Eliseo León Pretell: 

Quilish 01 - Yanacocha 00  

El agua... vale más que el oro
 
Pueblos en el mundo entero, se alzan en grito sonoro
pregonándonos que el oro, no es más,
lo que se creía
ellos quieren la ambrosía, del río y el manantial
agua limpia del caudal, aunque parezca ironía.

Miles claman a porfía, diciéndonos con su lloro
¡Vale el agua más que el oro! suena el eco en las quebradas
en las fértiles hoyadas, de Tambo Grande y Esquel
se oye el grito del tropel, de su gente en asonada.

En Quilish "no pasa nada" ni en Catamarca podrán
porque se unirán San Juan, Pascua Lama y Veledero
que nos escuche el minero, cuando gritemos en coro
¡Vale el agua más que el oro! la simiente y el potrero.

No es reclamo majadero, ni de gente pendenciera
decirle ¡NO! a la minera, con el acento más duro
no queremos más cianuro, ni sulfúrico mortal
ni extracción irracional que dañe nuestro aire puro.

Hagamos un solo muro, reclamando por decoro
¡Vale el agua más que el oro! sea desde hoy nuestro lema
que nadie en la estancia tema, al minero y su osadía
que su engaño y grosería, encienda más nuestra flema.

Resolvamos el problema, todos juntos a la vez
que sepa nuestra niñez, y registre en su memoria
la voz de convocatoria, y el esfuerzo que merezca
brindar con el agua fresca, festejando la victoria.

Lima, 03 de Septiembre del 2004

eliseoleonpretell@hotmail.com

................................................................


Los topos del oro

 

Antes era un cierto orgullo, decir esta tierra es mía

hasta que a llegado el día, que no eres dueño de nada

por la idea trastocada, de los que imparten la ley

donde está en juego el mamey, y su sabrosa tajada.

Nos vienen con la jugada, que son dueños del subsuelo
títeres de medio pelo, que gobiernan a su antojo
apenas ponen el ojo, donde se encuentra el metal
les aflora el animal, para emprender el recojo.

Pueden estar en remojo, estos topos en crecida
con leyes a su medida, que siempre los beneficia
cuando choque su avaricia, con los pueblos afrentados
dispuestos y organizados, a luchar contra su ambicia.

¿Dónde estará la justicia? Para el dueño del potrero
para el pobre ganadero, y el exiguo agricultor
es que el topo engañador, pinta con mil beneficios
que al final son artificios, propios del estafador.

Es un lamentable error, la mina, jamás a sido
alimento sostenido, de un pueblo trabajador
lo que a traído es dolor, agua sucia y más pobreza
eso que llaman riqueza, se lo lleva otro "señor"

Que salga el explotador, y el corrupto gobernante
fue suficiente el aguante, de nuestra gente dolida
está en juego la comida, y el agua de nuestros hijos
topos, a sus escondrijos, nosotros queremos vida.

Lima, Perú, 2 de Noviembre del 2004
 eliseoleonpretell@hotmail.com

.................................................................

 

¡ Quilish no se vende !

 

 Las viejas rapiñas de oro, Mining y Buenaventura

con vil oprobio y usura, ya nos vuelven a inquietar

se proponen explotar, el cerro Quilish entero

dándonos un golpe artero, por el cochino metal

 

A pesar del malestar, de nuestros pobres hermanos

que de pie alzaron las manos, aquel dieciséis de Abril

 en todo un acto viril, de gargantas empolvadas

gritaron en las faldadas, en un reclamo febril

 

Con su autoridad edil, en un colorido manto

con gritos, vivas y llanto, cubrieron a sus laderas

con carteles, y banderas, y alma, henchida de emoción

expresaron su opinión, en esa fecha señera.

 

No fue una tarde cualquiera, allí gritaron ¡presente!

todas las layas de gente, hijos del Inca Señor

ahí exhibieron su honor, pueblanos y agricultores

las mujeres, los pastores, dijeron ¡NO! al agresor.

 

Repetían con ardor, ¡nuestro Quilish no se vende!

¡nuestro cerro se defiende! con sangre y hasta con vida

porque él, es agua y comida, es aire, luz y paisaje

no queremos más ultraje, ni más tierra sometida .

 

Cajamarca sigue herida, por el minero atrevido

y un gobierno premunido, con leyes a su favor

que nos quiere dar temor, cuando asumimos defensa

reprimiendo al que más piensa, defendiendo su color.

 

Defendamos a Quilish, de la obsesión desbordante

de esta minera arrogante, que lo quiere mutilar

no nos pueden engañar, con canon y regalías

que lo comen las arpías, de este gobierno inmoral.

 

 Defendamos cada cual, hasta el último respiro

no permitamos ni un tiro, en esa cuenca sagrada

cuidemos nuestra quebrada, arroyos y pilancones 

bebederos, filtraciones, el puquial y la cascada.

 

Paisanos de La Ramada, de  Chilipampa y Vizcachas

con piedras, machete y hachas, lampas, picos y azadón

defendamos a Porcón, a la Paccha y Río Grande

hagamos que el pueblo mande, porque le sobra razón

 

Formemos un pelotón, de guapos cajamarquinos

con ronderos y vecinos, que en nuestra tierra se dan

todos seamos guardián, de Quilish y su tesoro

no dejemos que nuestro oro, se lleve cualquier rufián

 

Que nuestro San Sebastián, junto a los Apus sagrados

convoquen de todos lados, a santos de más poder

 Santiago podría ser, como también San Ramón

los que dirijan la acción, frente al voraz mercader.

 

 Si campanas por doquier, llaman con repiqueteo

hasta el patrón San Mateo, oirá en Contumazá

 en un segundo estará, con Santiago y San Benito

arrojándolo al maldito, que nunca más volverá.

 

Lima, 30 de Agosto del 2004

eliseoleonpretell@hotmail.com

 

.................................................................

La maldición del oro

 

Desde que apareció el oro,  en tiempos inmemoriales

mató los lazos cordiales, que unían la población

llegó como maldición, exacerbó las pasiones

alteró los corazones, como en un armagedón

 

se acrecentó la ambición, del rey todopoderoso

al ver al metal hermoso, entrar al palacio real

la lascivia y bacanal, el lucimiento y el goce

los celos y cuanta pose, fueron hallando sitial.

 

Se fue incrustando el metal, engalanando las cosas

a las mujeres hermosas, les cubrió el venusto cuello

adornó manos, cabello, lució en vistosos pendientes

en brazaletes  y dientes, con fulgurante destello.

 

Para este indumento bello, fue escaseando el metal

el hombre saltó el bardal, del decoro y la decencia

se trastocó la conciencia, se confundió la razón

haciendo una explotación, sin medir la consecuencia.

 

No encontraron resistencia, en los pueblos oprimidos

 llantos, penas y gemidos, jamás fueron escuchados

indios y esclavos vejados, por los “busca oro” mezquinos

rascaron los intestinos de nuestros Apus sagrados.

 

Hoy, desde arriba endiosados, compran leyes a su modo

cubren los ríos de lodo, los pastos y limpias fuentes

reducen gastos ingentes, explotando a tajo abierto

dejando al fin un desierto, con olores pestilentes.

 

La ignorancia de las gentes, como sus expectativas

los usan en sus diatribas, cuando quieren explicar

su sistema de explotar, y lo que pierde la gente

tildando de escasa mente, al que los quiere enfrentar.

 

Lima, 04 de Noviembre del 2004

eliseoleonpretell@hotmail.com

......................................................

 

¡Salvamos! a... Quilish

 

Día cuatro de Noviembre, se registrará en la historia

como una fecha de gloria, para un pueblo medio herido

cayó el minero bandido, con la tez casi humillada

Y con la cola doblada, ante un Quilish ofendido.

 

Cajamarca, cuidó el nido, con patas, alas y pico

protegiéndolo del rico, que lo intentaba explotar

bajó el santo del altar, salió el universitario

el grande y el proletario, a defender su lugar

 

Quedará para historiar, el ejemplo de esta tierra

cuando irónica se aferra, por su Quilsh en el Ande

así ganó Tambo Grande, Esquel y ojalá San Juan

esas tierras quedarán, tal cual como el pueblo mande

 

No creo, que el ruin se ablande, pero está a salvo el “honor”

si volviera este agresor, que nos halle siempre erguidos

listos para el estallido, con nuestro grito más fuerte

dispuestos hasta la  muerte, y cada vez más unidos.

 

Lima, 04 de noviembre del 2004

eliseoleonpretell@hotmail.com

Principal

Poesia

Registrate

Cuentos

Fiebre News

Encuesta

Karaoke

Nos escriben

Contestamos

 

 

 

Envia tu comentario sobre estos articulos

Nombre:

E-Mail:

Comentario

    

Si deseas publicar tus poemas, sugerencias enviar artículos, y o apreciaciones sobre cultura literatura o poesía escríbenos al correo de la página: elioosejo@hotmail.com